Aventura en alta mar con un catamarán

Nueve y media de la mañana. Los turistas esperan en el puerto de Cambrils. Delante, el catamarán más grande de España, recién salidito del horno, esperando. Es la primera excursión del día para la tripulación de Cataventure, la empresa propietaria del barco. Habrá otras dos más, a las 12:30 horas y a las 15:30.

Llega la hora y la gente se apresura a subir para adueñarse de uno de los 125 asientos, ansiosos de disfrutar de una mañana a mar abierto. Todo a un módico precio de 23 euros, con barra libre de refrescos y cerveza fresquita incluidos.

Un catamarán precioso

Tiene tan sólo tres meses de vida. Sus tripulantes, Pitu Pedrell, Peter Boviig, Sergi Marimon y Pep Figuerola fueron a recogerlo a un puerto de la costa atl.ntica francesa y ahora lo pasean orgullosos por la Costa Dorada. La criatura pesa 37 toneladas, mide 25 metros de largo por 12 de ancho, tiene un mástil de 28 metros y sus velas  marconi, para los más entendidos  se apoderan del  viento con sus 400 y 100 metros cuadrados.

Por: Frédéric BISSON

Se trata del catamarán más grande de España y su oficio es el turismo.

El único problema: no cualquiera podría aparcarlo a puerto, hay más de 25 parámetros distintos para atracar un barco de estas características.A bordo, cada miembro de la tripulación tiene su tarea.

El cambrilense Pitu es especialista en vela, catering y rock & roll, es decir, es el que pone la música que ameniza la travesía, además de hablar inglés. Peter, de Vilafortuny, es el mecánico y habla perfectamente flamenco y francés. Sergi, de Salou, es el buceador y domina el alemán y el inglés.

Y Pep, a parte de ser el patrón del barco y hablar inglés, francés, y un poco de ruso y finlandés, es el que tiene más experiencia, sobre todo en la marina mercante y los tres últimos años en barcos de recreo. Todos ellos tienen una característica en común: practican el surf o el wind-surf.

De esta manera, todos estamos acostumbrados al agua y sabemos como reaccionar en cada momento , cuenta Pep. A la tripulación les acompaña una guía, la joven rusa Irina Namestnikova, que es de gran utilidad para relacionarse con los turistas que proceden del este de Europa.El origen de los turistasLas nacionalidades de los usuarios que viajan en el catamarán suele se muy variada.

Los que quizá más abundan este año son los finlandeses, los franceses y los rusos.  Concretamente, en esta excursión nos acompañaban una familia procedente de una localidad del norte de Rusia, Tolyatty.

 

Al matrimonio, compuesto por Nickolay y Natalya, les acompañaba su hija, Helen y una amiga de esta, Anna. Por casualidad, Vera, otra de las turistas también era rusa y procedía de Moscú. Todos ellos se mostraron encantados con el viaje y Natalya confesó que  el viaje con el catamarán es una oportunidad única para navegar con un barco de estas características. Se tiene que vivir una experiencia como ésta, es fabuloso .

El destino que emprenderá el catamarán es el secreto mejor guardado de la tripulación. Y es que no puede saberse hasta última hora, porque un barco de sus dimensiones depende casi por completo de las condiciones meteorológicas, más concretamente del viento, que es quien marca la dirección de la travesía.

Esta vez, el viento nos lleva desde el puerto de Cambrils hasta Cap Salou, donde el catamarán echa el ancla y la gente puede tirarse al agua y disfrutar del fondo submarino de la Costa Dorada, con unas gafas y un tubo, que te prestan encantados a bordo.Para los que pidan más Cataventure, a parte de las tres excursiones diarias de tres horas de duración, ofrece otro servicio todos los miércoles de verano, para los que les guste vivir todo un día en alta mar.

El destino esta vez es el Delta del Ebro y los turistas pueden disfrutar de pan y croissants hechos en la cocina del catamarán (el encargado de prepararlos es Pitu) y de una barbacoa a bordo. El precio de todo el día es de 73 euros. Es una buena manera de vivir otro día de playa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *